BARBOUR

El 37,5% de las tintorerías incumplen la normativa de consumo

inspeccionesEl 37,5 por ciento de las tintorerías de Madrid incumplen la normativa de consumo, mayoritariamente por no anunciar correctamente el tipo de tarjetas de crédito que se admiten, según se desprende de la última inspección llevada a cabo por el Instituto Municipal de Consumo del Ayuntamiento de la capital.

Según ha informado el Consistorio en un comunicado, técnicos municipales inspeccionaron entre agosto y octubre un total de 341 tintorerías, detectando irregularidades en 128 de ellas (37,5 por ciento). En la anterior campaña, realizada en 2008, se registraron incidencias en el 42,14 por ciento de locales inspeccionados, de manera que este año la cifra se ha reducido en un 12,4 por ciento.

De esta manera, el Ejecutivo local quería comprobar el grado de cumplimiento de la nueva ley aprobada en 2009 que regula los servicios de limpieza, conservación y teñido de productos textiles, cueros, pieles y sintéticos.

La campaña tuvo además como objetivo controlar que en Madrid se cumple el derecho a la información y protección de los derechos económicos de los usuarios de las tintorerías, así como el grado cumplimiento de las exigencias contenidas en la normativa de consumo.

Así, en el 25 por ciento de los casos en que está anunciada la admisión de tarjetas éstas no se admiten o se admiten con algún tipo de restricción no exhibida, una cifra que cae respecto al 27,9 por ciento de 2008. Además, en el 17,4 por ciento de los casos en que se exige el pago por anticipado no consta la conformidad expresa del cliente (22,7 por ciento hace tres años).

Por otra parte, en el 5,4 por ciento de las tintorerías inspeccionadas se han detectado carteles y cláusulas que no respetan los derechos de los consumidores o que pueden inducir a error; y en el 3,9 por ciento de los casos no se tratan como urgentes (con limpieza en un máximo de tres días) los casos donde hay pago anticipado. En la campaña 2008 esta situación se dio en el 5,2 por ciento de los casos.

Además, el 4,7 por ciento de los locales no disponía de hojas de reclamaciones para entregar a los clientes que las solicitan (9,7 por ciento en la anterior campaña).

INCUMPLIMIENTOS DE PRECIOS

En materia de precios el incumplimiento más habitual (25 por ciento de los casos) es no indicar el precio del kilogramo de ropa limpiada cuando ése es el baremo para cobrar (llegaba al 40 por ciento en 2008),  y en el 3,3 por ciento de los establecimientos no se indican los precios máximos de los diferentes servicios-tipo y de los demás servicios complementarios.

Asimismo, en los casos en que los precios ofertados no incluyen el IVA, tampoco se indica el tipo aplicable en el 3,5 por ciento de los casos, frente al año 2008, que en este caso fue del 1,9 por ciento.

Por otra parte, el 35,2 por ciento de los servicios de tintorería se realizan a domicilio, por lo que también era importante estudiar el comportamiento de los profesionales en estos casos. Así, el 25 por ciento no disponen de la hoja informativa para llevar a los clientes (40,5 por ciento en 2008).

Por otra parte, la normativa exige que se exhiban, en el establecimiento y en la hoja informativa a domicilio, las leyendas que ofrecen información básica para el consumidor a la hora de ejercer sus derechos: 'Si el usuario desea obtener información o efectuar alguna reclamación o denuncia en relación con el servicio, podrá dirigirse a las autoridades competentes en materia de consumo o asociaciones de consumidores' y 'Este establecimiento indemnizará por pérdida o deterioro irreparable de la prenda, con la cantidad que de mutuo acuerdo haya sido consignada en el resguardo'.

Sin embargo, en la presente campaña el incumplimiento en lo referente a la primera de las leyendas es el 10 por ciento (frente a un 18 por ciento en el estudio de 2008) mientras que la segunda es incumplida en el 10,8 por ciento de los casos (19,8 por ciento hace tres años).

Una vez finalizada la campaña se han iniciado los correspondientes expedientes sancionadores a los responsables de los establecimientos en los que se ha detectado la existencia de infracción en materia de consumo.

 

 

Fuente tomada de www.europapress.es

 

 

 

barbour belstaff